Permafrost, se descongelan los Árticos

Populares

Por Guillermo Rivas

Hay aun poca gente que conoce el concepto del permafrost. Y entre los que lo conocen, el numero que ha caído en la cuenta de la amenaza que significa, es mucho menor aún.
Empecemos por el principio:

¿Qué es el permafrost?

Como su nombre lo indica, es esa porción de tierra, o corteza terrestre que se suponía permanentemente congelada o bajo hielo.
La mayor área de esa característica se encuentra bajo el Ártico, partes de Rusia, Alaska, Canadá y Groenlandia. También se encuentra en algunas de las cumbres nevadas de la meseta tibetana, las Montañas Rocosas, los Andes, los Alpes del Sur y Nueva Zelanda.
Si sumáramos todas esas áreas llegaríamos a la increíble superficie de 22 millones de kilómetros cuadrados, un área superior a la de toda Sudamérica.
El calentamiento global esta derritiendo ese congelamiento de una manera rápida y violenta, dejando al descubierto grandes áreas de materia orgánica (restos de plantas y animales de hace más de 100,000 años.
¿Veamos ahora porqué esta situación constituye una amenaza? Son tres las razones:
-Al derretirse el hielo permanente, que durante siglos ha servido de base para la construcción de viviendas y ciudades, estas empiezan a desmoronarse e inundarse. Lo que se añade al hecho de que la superficie de los océanos se va elevando gradualmente.
-Estudios han determinado que la materia orgánica contenida en el permafrost almacena un billón y medio de toneladas de carbono, lo que equivale al doble del que existe en la actualidad en nuestra atmósfera. Esto significa que ese carbono al entrar en contacto con la atmósfera le libera como Dióxido de Carbono o como Metano.
Pero el metano es 30 veces más poderoso como gas de efecto invernadero, lo que pronostica una aceleración del calentamiento global. Es un hecho que en las zonas frías del norte de nuestro planeta el calentamiento es el triple de rápido que en el resto de la Tierra.
Al salir del estado de congelamiento, todos esos restos orgánicos comienzan a descomponerse por acción de los microbios. Esos gases al ser emitidos elevan aún más las temperaturas, lo que genera un círculo vicioso que amplifica el descongelamiento.
-La tercera razón, a pesar de lo catastrófico de las dos primeras, puede llegar a ser más amenazante.
Congelados como los restos orgánicos que yacen en el permafrost, se hallan microorganismos, antiguas bacterias y virus que al salir de su estado de congelamiento reviven y tienen capacidad de enfermar a los seres humanos y animales de la superficie. La aceleración de las pandemias podría tener en este fenómeno uno de sus orígenes.
¿Es este un proceso irreversible? ¿No hay nada que se pueda hacer?
Si los gobiernos del mundo escucharan a los científicos y tomaran conciencia de la gravedad de la situación, reducir drásticamente las emisiones globales de carbono, puede solucionar parte del problema y darle tiempo a la humanidad para adaptarse a la nueva situación.
El Dr. Martin Sommerkorn, principal coordinador del capítulo sobre regiones polares del “Informe Especial Sobre los Océanos y la Criosfera” y responsable del Programa del Ártico en el Fondo Mundial en favor de la Naturaleza ha afirmado:
“Tenemos que tomar ahora decisiones urgentes cuando planificamos las infraestructuras, las ciudades, etc. …hay partes del mundo que necesitan ayuda internacional para la financiación de la adaptación…debemos encontrar la forma de traducir nuestros esfuerzos en medidas urgentes. Y esa es la clave de la crisis de la criosfera”.

Últimas noticias

Tim Walz gana re-elección en Minnesota

El gobernador de Minnesota Tim Walz, ganó la re-elección para gobernador de Minnesota con lo que se mantendrá al...

También te puede interesar